En plena zafra

Por: Lic. Sofía Guigou, Msc, gerente Comercial y de Marketing de ADP – Agronegocios del Plata.

 

Cada año, cada zafra, cada cultivo es un nuevo desafío para todos. La logística y el trabajo en equipo se convierten en la clave para trabajar de forma eficiente: cosechar los cultivos de invierno, y sembrar los de verano en el momento óptimo.

 

Este noviembre nos encuentra con más y más desafíos para los productores de la región. Un escenario de precios altos de los granos, una demanda de nuestra producción creciente, un costo país un poco más bajo, y activos, en movimiento, mientras observamos cómo el mundo se vuelve a paralizar, nuestro sector es otra vez el protagonista.

 

Otra vez tenemos la oportunidad de mostrarle a nuestro propio país, y al mundo, que cada vez nos mira con más atención, toda la energía que se encuentra detrás de cada grano que exportamos al mundo.

 

Quizás para muchos, el atractivo de la foto que acompaña esta nota es la producción a gran escala, la cantidad de máquinas, y su capacidad de devorar la chacra en poco tiempo. Para nosotros, el verdadero valor está en las personas que están detrás de esta imagen:

 

El responsable del campo que toma la decisión de comenzar a cosechar. El operario que conduce cada máquina, orgulloso y ansioso, monitoreando constantemente el rinde la calidad de cada hectárea. El que está en la tolva, atento, esperando la señal para la descarga. Quienes no se ven, pero también están. Decidiendo cuál va a ser la mejor estrategia de traslado y almacenamiento de esos granos. Quienes los reciben en cada planta, los acondicionan, analizan y guardan. El dueño del campo, que orgulloso de lo que está sucediendo en su casa, alza su dron para retratar el momento justo en el que todo esto sucede.

 

Y cuando todo esto termine, cuando los granos estén guardados, o vendidos, necesitaremos las mismas energías, el mismo trabajo en equipo, para volver a empezar un nuevo ciclo: los cultivos de verano. Así es el país en el que vivimos, así es el productor uruguayo, por eso, hoy, nuestro reconocimiento es para todos ellos.